Foto de familia sobre el césped de La Murta.

La trabajada victoria conseguida por el Juventud Chiva en La Murta frente al Monte Sión este domingo pasado (2-1) le deja a las puertas de la gloria. Los rojillos necesitan un punto más para certificar el ascenso a Preferente; un logro histórico.

El partido del fin de semana ha constatado la notable implicación de la afición, pues el campo presentó un aspecto espectacular durante este intenso duelo. Los de Germán, que se adelantaron con un cómodo 2 a 0, tuvieron que ponerse el mono de trabajo para sumar tres puntos que les colocan en la segunda posición. La derrota del Juventud Barrio del Cristo en su feudo ante el Quart abre el abanico de posibilidades para que los rojillos consigan su objetivo en la última jornada.

El partido a jugar en Utiel es otra final, aunque los chivanos llegan al mismo dependiendo de sí mismos y sin la urgencia de estar obligados a ganar. A buen seguro que el apoyo de la afición no faltará.

Publi

COMPARTIR

Dejar una respuesta