No hay obstáculos para la amistad

2144

El deporte nos ha acercado, una vez más, a valores como la amistad y la solidaridad. En este caso gracias a la entrañable historia protagonizada por cuatro turisanos en el Valencia Triatlón, sede de la Copa de Europa de este deporte.

El citado evento ha reunido este fin de semana en la capital a más de 2500 participantes, entre ellos los de La Ribera, quienes han participado en la modalidad Sprint relevos. Hasta aquí nada fuera de lo normal. Pero todo adquiere un entrañable matiz cuando los protagonistas afrontan este reto deportivo con el único propósito de que uno de los suyos pueda disfrutarlo, pese a su discapacidad.

Alejandro Pérez, experto corredor con muchos kilómetros en sus zapatillas; José Ibáñez, nadador máster del nuevo Club Sóc Turís Natació; José Luis Guaita, con gran experiencia en eventos ciclistas; y por último Javier Guaita, amante del deporte y de las grandes emociones, son los protagonistas de esta historia. Los deportistas han unido esfuerzos para conseguir que Javier, quien posee un enorme corazón, viviera una experiencia única. Y lo han logrado. En esta ocasión, lo humano estaba muy por encima de la clasificación, pues el objetivo era únicamente hacer feliz a quien su limitada movilidad le impide afrontar empresas de este calado en solitario.

A la satisfacción de nadar 750 metros, correr 5 kilómetros o pedalear otros 20, se suma lo más importante; ver a Javier lleno de alegría. En este punto, los cuatro turisanos han mostrado unos valores que trascienden a lo deportivo.

Todos ellos han agradecido públicamente a Avapace y a Avensport “la cesión de los vehículos adaptados, su generosidad y colaboración”.

Publi--1024x392

COMPARTIR

Dejar una respuesta