El Deporte, la asignatura pendiente de la Mancomunidad

1189

La apuesta por un modelo de desarrollo deportivo de ámbito comarcal es una de las asignaturas pendientes de organismos como la Mancomunidad de La Hoya de Buñol-Chiva. A priori, este nació para dar cobertura a las necesidades de los municipios que la integran, así como para impulsar iniciativas que, de otra forma, serían económicamente inasumibles por los ayuntamientos.

Llegados a este punto, seguimos sin observar la puesta en marcha de un modelo de desarrollo deportivo que permita sumar propuestas. Se echa de menos la coordinación de los recursos y la apuesta por ideas de futuro.

Nos consta que en los municipios se trabaja intensamente en pro de la mejora de instalaciones y en el apoyo a clubes y asociaciones, aunque quizás todo sería mucho más productivo si se sumaran recursos y esfuerzos.

La elaboración de un calendario deportivo comarcal, el uso de instalaciones de forma mancomunada o la puesta en marcha de torneos son aspectos que los concejales del ramo demandan. A todo ello debe unirse el reconocimiento y apoyo a los deportistas que nos representan en torneos de prestigio y que en muchas ocasiones quedan en el olvido.

Las olimpiadas que promueve el ente supramunicipal se antojan insuficientes, pues son los concejales de cada pueblo quienes se ocupan de todos los detalles de la organización. Por otra parte, el anunciado impulso de la pelota y la creación de escuelas que permitan su desarrollo ha quedado ciertamente estancado.

Llegados a este punto, quienes participan del organismo comarcal deben plantearse si el Deporte está entre sus prioridades o sigue siendo una de las áreas que se ubican en el furgón de cola. De su interés depende el futuro de muchos de nuestros jóvenes.